Category Archives: storytelling

Cada proyecto es una historia

Por | Actualidad, storytelling | No hay comentarios

Imagen-Seguimiento-BlogEn Tell pensamos cada proyecto como un universo único, como un todo singular e independiente.

Desde el primer momento, cuando un cliente nos contacta, empezamos a contar una historia. Por eso, nuestro trabajo no son solo los videos ni las presentaciones, tampoco los talleres ni los eventos que organizamos; unos y otras son el producto de un proceso que inicia con sesiones de descubrimiento, con preguntas claves que buscan encontrar qué es lo que usted y su empresa quieren decir.

El proceso que llevamos a cabo en Tell es como una receta bien guardada: efectiva y con buena reputación.  Nuestro equipo está compuesto por profesionales de todas las áreas porque sabemos que para contar buenas historias debemos escribir, debemos diseñar, debemos analizar, y sobre todo, debemos comunicar. Solo así transformamos ideas en grandes historias.

Con todo esto tenemos razones suficientes para querer que conozcan más de cerca nuestros proyectos, los encargados de ejecutarlos y los resultados a los que llegamos después de muchas horas de trabajo. Contar historias puede parecer fácil, pero concebirlas y construir para ellas un espacio y un tiempo en el que se vuelvan reales, requiere de experiencia, trabajo y mucha dedicación.

Así que desde hoy les abrimos un espacio a ustedes: clientes, amigos de la casa, storytellers y creyentes de las historias. Queremos que conozcan cómo trabajamos y que vean cómo se construyen historias visuales poderosas y discursos convincentes.

tell_logo

El arte de crear historias visuales

Por | Cosas que nos inspiran, storytelling, Uncategorized | No hay comentarios

Se piensa que crear historias es fácil pero requiere de todo un proceso y muchos conocimientos. En Tell tenemos un equipo de trabajo capacitado para ayudarle a nuestros clientes a contar historias visuales y diferentes, que muestren sus productos y servicios de otra manera.

El arte de contar historias

 

Las empresas, actualmente, se ven obligadas a sobresalir en un mundo competitivo y saturado de productos y servicios, que en la mayoría de las ocasiones se venden de formas muy parecidas. Esto, con el pasar del tiempo, ha generado clientes incrédulos sobre los beneficios que lo que adquieren les brindan.

Por eso, en vista de que las personas están cansadas de ver y escuchar siempre lo mismo, en Tell decidimos valernos de un formato que le permite a las personas, en el momento que adquieren un servicio o producto, tener la oportunidad de experimentar una conexión emotiva con alguna de las áreas de sus vidas, por medio de los servicios y productos de nuestros clientes. El formato que usamos para transformar las historias de nuestros clientes es el Storytelling, un formato que requiere de una comunicación estructurada en acontecimientos y que se puede usar como recurso para conectar a las empresas con las personas en una conferencia, evento, presentación, clase o cualquier medio de comunicación.

En Tell no solo transformamos las historias, también les damos a las personas la posibilidad de aprender a hacerlo por medio de nuestros servicios.

Los invitamos a que conozcan un poco más de lo que hacemos en nuestro portafolio, y a que hagan parte de las empresas que ya cuentan sus historias de otra manera.

 

historias visuales

 

El poder de las historias visuales

Por | Cosas que nos inspiran, Social, storytelling, Uncategorized | No hay comentarios

“Una buena historia puede tornarse aburrida si no se sabe contar”.

Todos tienen historias que contar pero pocos saben contarlas de forma interesante. En Tell tenemos el poder de transformar cualquier historia y de contarla de una manera más llamativa y persuasiva.

Contar historias


El arte de contar historias tuvo su origen hace siglos. Cuando nuestros antecesores, en épocas primitivas, querían dejar huella de sus descubrimientos, pensamientos o creencias, lo hacían mediante el grabado de piedra y la pintura. Estas historias se narraban, inicialmente, de forma visual, luego oral y finalmente, escritas; pero de todas, la visual es la que genera más recordación e impacto. El mejor ejemplo de éstas, son las gráficas, hechas por culturas como la egipcia y la azteca para contar las historias de guerra de sus reyes.

Como se puede ver, las historias visuales transmiten de una forma más fácil  los mensajes y las ideas. Además, rompen las barreras existentes entre el lenguaje oral y el escrito.

El almacenamiento y la recordación de esas historias visuales se realiza en el cerebro del ser humano gracias a la memoria episódica: la encargada de facilitar el proceso de memorización y recordación de los sucesos autobiográficos, como los momentos y lugares. Así, durante años, hemos logrado que las imágenes duren más tiempo latentes en la memoria, un ejemplo son los petroglifos, dibujos en las cavernas.

Las historias visuales salieron de esos lugares oscuros y hoy están por todos partes: en los muros de la ciudad, en la televisión, en el transporte urbano; es decir, ocupan un lugar especial en la vida diaria. Por eso, las marcas comerciales utilizan, cada vez más, las historias para vender sus productos y servicios.

Actualmente, las historias son el gancho perfecto para que las empresas atraigan nuevos clientes, ya que las marcas también venden un estilo de vida, logrando que las personas se identifican con ellas y motivándolas a buscar nuevos caminos, cambios, retos, conocimientos y experiencias. Al mismo tiempo, las historias le permiten a la gente, al menos por un momento, escapar de la realidad, romper la cotidianidad, imaginar e incluso interactuar con otros.


En Tell nos subimos al tren de las historias visuales hace mucho tiempo y durante nuestro trayecto han sido muchos los clientes que han emprendido el viaje con nosotros. Si no se han arriesgado, ¡todavía están a tiempo! Sabemos que tienen proyectos e ideas por contar. Nosotros podemos transformarlas en historias que sobresalgan.

Ahora que conocen el poder de las historias visuales, ¿se animan a transformar sus historias con nosotros?

 

Ciudades inteligentes: los términos y las condiciones

Por | Social, storytelling | No hay comentarios

 Si una ciudad tiene planificación estratégica, gestión humana y ambiental, control de seguridad social, uso adecuado de los recursos humanos y económicos, uso de TIC y proyección internacional, entonces, es una ciudad inteligente.

 De un tiempo hacia acá, las ciudades buscan desarrollar modelos de vida sostenible, incrementar la calidad de vida, dar solución a sus problemáticas más comunes, incrementar sus recursos y mejorar las oportunidades que brindan a los ciudadanos. En ese proceso surgen las ciudades inteligentes: una mezcla de trabajo en equipo, tecnología, buena gestión de recursos y planeación.

Estas ciudades, a través de iniciativas de cambio, permiten afrontar los problemas con diferentes enfoques, encontrar soluciones alternativas y mantener así un equilibrio entre la economía, el medio ambiente y la sociedad. No obstante, toda ciudad inteligente sabe que es solo con el compromiso de los ciudadanos y su trabajo constante que las iniciativas despegan.

Las condiciones:

Para que una ciudad sea llamada inteligente debe cumplir con una serie de requisitos. Los cuatro siguientes son los más relevantes si una ciudad quiere postularse como tal:

  1. Tener lugares de desarrollo, proyectos innovadores e iniciativas culturales y sociales. Deben ser funcionales, atractivos y además, de utilidad para todos quienes habiten la ciudad: residentes y visitantes.
  2. Ser auto-sostenibles, es decir tener la capacidad de funcionar y la vez, generar recursos para mantenerse.
  3. Contar con dispositivos y módulos que permitan la conectividad, la comunicación y la interacción al aire libre y en espacios abiertos.
  4. Mejorar el estilo de vida de los ciudadanos, resolver problemáticas, aumentar la eficacia de los proyectos y dar ejemplo de forma dinámica y creativa a través de la implementación de tecnologías de la información y la comunicación.

¡Pero esto aún no es suficiente!

Ser una ciudad inteligente representa mucha más que el uso de tecnologías. Implica, sobre todo, el uso de conceptos y la aplicación de pensamientos y actitudes. En otras palabras, asuntos como el consumo de energía, el ahorro de agua y la convivencia ciudadana son el campo donde las grandes iniciativas aterrizan.

 

Historias en la ciudad

Por | storytelling | No hay comentarios

Las paredes de la ciudad

En ciudades como Nueva York, las paredes se han convertido en el soporte predilecto de muchos artistas. Sin embargo, algunos no solo plasman su arte. Algunos, además, se dedican a contar historias en la ciudad.

Historias en las paredes de Brooklyn

Brooklyn, NY.

A pesar de lo efímero que puede parecer hacer arte sobre las paredes, muchos han optado por pararse en la esquina opuesta del imaginario común: esa en la que las fachadas son un canvas inagotable. La misma donde la ciudad se convierte en un espacio ideal para contar historias.
Durante años, Brooklyn (NY) ha sido uno de los espacios más populares y recurrentes para el street art. Allá, en el conglomerado urbano neoyorkino, es donde Swoon (como se le conoce en la escena artística), decidió empezar a narrar historias.
Edline.

Edline.

Como la artista supo muy pronto que lo suyo no eran las galerías ni los museos, en 1999 y mucho antes de graduarse del Instituto Pratt, donde estudió, Swoon salió a la calle y eligió las fachadas, los muros, las paredes y todo aquello que como espacio tuviese voz, incluso antes de ser intervenido. Esa elección, al mismo tiempo, la enfrentó a una serie de contratiempos que los exteriores le suponen al trabajo de cualquier artista: la exposición al ambiente, la fragilidad de los materiales, la vulnerabilidad de la obra y el uso de un espacio que, así como le pertenece a uno… le pertenece a cientos más.
“I wanted to embrace the world”
El deseo de hacer parte de algo más grande que ella, la motivó, desde hace varios años, a retratar a aquellos a quienes se cruza, a quienes conoce… a quienes, sin distinción, transitan la ciudad. De esa manera, ha convertido a los ciudadanos, a sus vecinos e, incluso, a sus compañeros de trabajo, en protagonistas de historias que duran, ¡claro!, la longitud de una pared.
Kathryn G, vecina de la artista.

Kathryn G, vecina de la artista.

Brooklyn, NYC

A pesar del deterioro, del papel rasgado y de las pinturas desvanecidas, muchas personas afirman que al ver los retratos de la artista, identifican caras, o, incluso, conocen alguna historia detrás de ellas. Ese proceso de identificación confusa y fragmentada, ocurre al mismo tiempo en que los neoyorkinos caminan, recuerdan, se alegran, cruzan la acera, se llenan de nostalgia, se preguntan dónde han visto al sujeto retratado en la pared y al final, un par de cuadras adelante, se reconocen envueltos en una historias de autoría, al parecer, anónima.

Aquél fenómeno sigue siendo un misterio para muchos. Sin embargo, para Swoon es evidente: las personas que retrata pasan desapercibidas. Luego, una vez habitan la pared, ellos y los transeúntes son abarcados por el relato del espacio, ese espacio, que le pertenece a todos. Una dimensión donde la artista logra que las paredes, los ciudadanos y su obra, se conjuguen y cuenten una historia en la ciudad.

SWOONbrooklyn-street-art-swoon-jaime-rojo-10-15-web-1

*Todas las fotos utilizadas en esta publicación son propiedad de Jaime Rojo.

I love coffee: café, ilustración y storytelling

Por | Cosas que nos inspiran, storytelling | No hay comentarios

El café es una bebida de amores y odios. Mientras algunos no soportan el fuerte olor que destila, otros no conciben un día sin una, dos, cinco…o siete tazas. Christoph Niemann, el artista e ilustrador detrás del famoso blog Abstract Sunday, nos cuenta sobre esa relación con el café y sobre cómo pasó de aborrecerlo a tenerlo como uno de sus mejores aliados creativos.

Desde hace más de cinco años, el artista e ilustrador Christoph Niemann escribe y dibuja para el blog Abstract Sunday, del periódico The New York Times. En 2012, ese trabajo se convirtió en un increíble libro -Abstract City- que hoy podría considerarse una biografía visual y gráfica del autor.

Uno de los capítulos más interesantes que componen Abstract City es I love coffee, un relato autobiográfico de la relación que Christoph Niemann ha tenido con el café desde que, accidentalmente, descubrió su sabor a los cinco años.

“Anyone who knows Christoph’s work will know how much he loves coffee” −dice Madeleine Morley en la entrevista que le  hace para el portal It’s nice that. No es gratis que en su estudio siempre haya una cafetera humeante.

La experiencia no fue nada grata y, desde aquel momento, tuvo que pasar mucho tiempo antes de que Niemann perdiera lo que él denominó ‘coffee schizophrenia’: un gusto inmenso por el ritual del café (la elección por aromas, las fases de preparación), pero una repulsión aún más grande por su sabor.

04paris

Aquel delirio perduró hasta cierta visita a París -la primera- con sus padres, momento en el que decidió que era hora de superar  la aversión por la cafeína. Cuenta el artista que después de un agotador viaje en tren desde Alemania, fueron directamente a una cafetería y, decidido a ordenar su primer café con leche, no esperó ni un instante para tomárselo de un sorbo.

Después de aquella vez, lo demás han sido historias, ideas y grandes proyectos con el café de por medio. Por ejemplo, la vez en la que compró su primera máquina para preparar espressos, tras reconocer que gran parte de su presupuesto se estaba consumiendo en bebidas calientes. Aunque lo intentó, la búsqueda de la economía… no le resultó muy bien, pues un par de días después, la máquina estaba en desuso y él, sin remedio alguno, era de nuevo cliente asiduo de su tienda predilecta de café en Williamsburg.

07espress

Después de tantas vueltas con el café, parecería que Niemann es un adicto a la cafeína, y es que como él asegura, sobre su escritorio lo más recurrente, aparte de lápices y pinceles,  son vasos de papel. Sin embargo, también tiene sus manías: reconoce que, en ocasiones, desprecia las sobras frías del espresso, y lo aborrece cuando lo le entorpece el camino hacia una cerveza bien fría.

Sobre la realización de I love coffee

Desde que el artista inició Abstract Sunday, su blog, tuvo dos propósitos: explorar nuevas técnicas y estilos, y tratar, en lo posible, que todo el contenido fuera hecho a mano. Con eso en mente, para realizar I love coffee lo primero que quiso probar fue dibujar en tazas de café. ¡Pronto se dio cuenta que no era buena idea!.

Después de varios intentos, llegó una mejor idea: ¡servilletas! un lienzo que creyó ideal. Sin embargo, eso también le trajo inconvenientes, pues, aunque sus intenciones eran usar café como tinta, el pigmento nunca fue lo suficientemente oscuro. De esa manera, la única solución fue recurrir a una mezcla con acuarela, lo que resultó en otro sinfín de pruebas fallidas y servilletas destrozadas. Además, en el papel le fue imposible hacer cualquier boceto.

Al final, la decisión fue ir directamente a la versión final, sin guías ni rayones previos; en últimas, la esencia del blog: ideas complejas, llevadas al papel en menos de tres minutos, y hechas en una sola ocasión.

Christoph-Niemann-its-nice-that-9

_____________________

Para ver algunos partes de la serie I love coffee, pueden entrar a la página oficial del ilustrador, o a su blog en la revista del New York Times.

El libro Abstract City se encuentra disponible en Amazon.

Life, explorar el lenguaje para contar nuevas historias

Por | storytelling | No hay comentarios

Tener empatía para entender las experiencias cotidianas de quienes no escuchan, no hablan, o no ven -como en este caso-, no es tarea fácil. Sin embargo, Phillip Meyer, autor de Life, se propuso un reto aun mayor: contarle una historia visual a quienes no ven.

Cabecera

Durante mucho tiempo, Philipp Meyer, diseñador alemán, se preguntó si era posible contar una historia que fuera de igual acceso para videntes e invidentes. La pregunta inicial fue la más difícil: ¿cómo?

Cuando Meyer inició este proyecto había viajado desde Alemania hasta Suiza como estudiante de intercambio. Su interés principal era tomar una clase sobre cómic e historietas, pues desde hace tiempo tenía el proyecto dando vueltas en su cabeza. El diseñador sabía que si quería contar una historia, debía aprender a pensarla en imágenes y, sobre todo, entender a aquellos que no las ven.

Una vez tuvo claro lo que buscaba, acudió a Nota, una organización que desarrolla diferentes productos para personas invidentes o con problemas de visión. En aquel lugar, lo instruyeron en el campo de los lenguajes táctiles y le presentaron a Michael Drud, quien se convertiría en crítico y guía durante todo el proceso. De su mano descubrió que el proyecto en sí, no se trataba de la historia que estaba creando, sino de mostrar el potencial de contar cualquier situación a través de diversos lenguajes.

Después de muchas pruebas de ensayo y error, en medio de las que casi desiste, tuvo que empezar a tomar decisiones.

Primero que todo, resolvió que no utilizaría el braille. Diseñar un cómic y ofrecerle una experiencia nueva a las personas invidentes, no podía hacerse en un lenguaje con el que ya estaban familiarizados. Por eso, lo siguiente que determinó fue que debía empezar de cero un proceso de creación lingüística.

bus

Con eso en mente, Phillipe se dedicó a construir un lenguaje de figuras simples, a través del cual personas videntes como invidentes, pudieran entender la historia.

I finally experimented with storytelling through simple shapes and forms. With and without text. I always wanted to see how graphically simplified a story can be, without losing meaning. I wanted to use comic techniques, the users imagination and let the medium do the work.

Al finalizarlo, contó con un prototipo en digital del cómic que necesitaba poner a prueba. Así que antes de hacer una versión oficial de Life, Meyer contactó a sus amigos más cercanos y les pidió que leyeran la historia. Quienes participaron -todos videntes-, le manifestaron entender la trama, además, fueron capaces de resumirla aun cuando no había ningún texto.

Con tan buenos resultados, había llegado la hora de la prueba final: El prototipo físico de Life.

Con la versión impresa, Meyer decidió que Michael debía ser quien primero leyera el cómic, y así fue. Su amigo invidente, aunque escéptico al comienzo, no tuvo inconveniente para leer y entender la historia. Es más, ¡la disfrutó!. Lo mejor fue que la misma experiencia se replicó en muchos otros lectores invidentes, a quienes les fue entregado el cómic.

El buen resultado fue, sin duda, producto de las  figuras simples, la diagramación de las escenas y el ritmo de la historia. Sin embargo, más que un ejemplo de buen diseño e innovación, Life se trató de desarrollar un lenguaje sensorial que, a partir de una capacidad común, permitió brindarle la oportunidad de leer un cómic a personas que ya no ven… a personas que nunca han visto.

s1t

On that day I realized that it is possible to tell a story – without ink, text or sound – that comes to life through imagination.


Para conocer más a cerca de Life, este es el link del proyecto clic aquí.

 

The Joy of Stats, estadísticas en tiempo real

Por | pensamiento visual, storytelling | No hay comentarios

Imagínese que tiene cuatro minutos para explicar doscientos años de historia ¿Podría hacerlo?

Bueno, Hans Rosling lo logró y nos demostró una vez más que las estadísticas son suficientes para entender el desarrollo global.

En el video 200 países, 200 años, 4 minutos, Rosling combina enormes cantidades de data y las presenta, por primera vez, con animación y en espacio y tiempo real.

*El video hace parte del documental The Joy of Stats, presentado por BBC UK. 1:11 imperdibles.

 

Hans Rosling: Entender el mundo a través de los hechos

Por | Cosas que nos inspiran, pensamiento visual, storytelling | No hay comentarios

1230

Sabemos de Hans Rosling gracias a sus videos en Internet donde, en poco menos de dos horas, explica problemáticas que la humanidad lleva décadas intentando abordar. Sin embargo, más allá de su habilidad como orador, su particular manera de presentar datos y el merecido título de ‘Gurú de la estadística’ que le ha sido otorgado, Rosling es un científico que se alió con las causas sociales y ha utilizado su compromiso filantrópico como motor y eje de una exitosa labor.

Now, those so-called “developing” countries are almost equal to the numbers of the wealthier nations. By 2030, there will be no difference. What will persist, however? The perception. “It is only by measuring,” says Rosling, “that we can cross the river of myths.”

— TED Blog, 2013.

Encausado definitivamente con las problemáticas sociales y tras adquirir un amplio reconocimiento social, fue nombrado consejero de la OMS, la UNICEF y otras agencias de ayuda humanitaria, incluyendo Médicos Sin Fronteras Suecia. A partir de ese momento, su carrera adquirió un tinte diplomático y su labor, ahora alejada de la práctica, estaba consagrada con el trabajo social institucional. Sin embargo esto, al parecer, no era suficiente para Rosling.

Hans-Rosling-in-Dont-Panic-BBC-documentary-made-in-2013

“Rosling believes that making information more accessible has the potential to change the quality of the information itself.”

— Bloomberg business Week Online, 2006.

Lejos de la ciencia y de la medicina, sus estudios en estadística no habían implicado mayor impacto en su carrera, sin embargo, algo estaba por cambiar.

Conocedor y experto en investigación y cifras exactas, en 2005 y con el objetivo de promover una visión del mundo basada en hechos y datos fácticos, Hans Rosling, su hijo, Ola Rosling, y su nuera, Anna Rosling Rönnlund,  fundaron Gapminder – ‘A fact-based world view’.

La organización que trabaja en pro del desarrollo global y, a través del entendimiento claro de las estadísticas, se esfuerza por el cumplimiento de los Objetivos del Desarrollo del  Milenio, se pleanteó el desarrollo de un mecanismo que procesara datos e hiciera de las estadísticas densas y complejas, productos asimilables y de fácil comprensión.

Después de dos años de trabajo, el resultado al que llegaron Rosling y su equipo de trabajo fue Trendalyzer: un software para visualización de información que consiste en la integración de estadística, diseño, dinamismo e interactividad, a través de la animación de datos: “la técnica de visualización de información utilizada es un gráfico de burbuja interactivo que muestra cinco variables: dos numéricas (X y Y), una de tiempo, y una opción para modificar tamaño y color.

Hoy en día Trendalyzer le pertenece a Google.

Kunskapskanalen onsdag 19 februari 2014: kl.21.00: Programtitel: Hans Rosling - Framtidens statistik Bildtext: Hans Rosling Foto: BRIAN J RITCHIE/UR Bilden får endast användas i programpresenterande sammanhang. Fotografens namn, Sveriges Television samt programmets titel skall alltid anges.

But in Rosling’s hands, data sings. Trends come to life. And the big picture snaps into sharp focus — TED Speaker.

El trabajo de Rosling ha sido reconocido en varias ocasiones: recientemente la revista Time lo incluyó en la lista de las cien personas más influyentes del mundo, mientras que en 2014 recibió la Royal Patron´s Medal por su trabajo científico, entre otros.

A pesar de todo ello, al final del día, lo que le ha permitido su estudio sobre los vínculos entre salud, pobreza, desarrollo y estadística, ha sido más que llevar una carrera exitosa. Al día de hoy, lo ha convertido en un referente y en un ejemplo para la comunidad.

IMG_9764-ROSLING-LEENDE-small1

 

Sobre Hans Rosling:

Hans Rosling nació el 27 de julio de 1948 en Upsala, Suecia. Estudió estadística, salud pública, medicina, y trabajó durante muchos años en África. Sus estudios, a comienzos de los 80, le permitieron descubrir un brote epidémico de konzo, una extraña enfermedad neuromuscular que estaba causando parálisis a gran parte de la población de Mozambique, país donde vivió durante un largo tiempo realizando investigaciones patológicas.

La experiencia que le supuso la vida en África, las extremas condiciones de vida y la sobrepoblación (Mozambique tiene más del doble de habitantes que Suecia), hicieron que un europeo proveniente de uno de los diez países más ricos , se comprometiera con los problemas del ‘mundo en desarrollo’ y, asimismo, con la desmitificación del subdesarrollo que condena a numerosos países iberoamericanos, africanos y asiáticos, a un estado permanente de pobreza y atraso.

 

Making the city easier to read: Contar la ciudad a través del mapa

Por | Actualidad, Cosas que nos inspiran, storytelling | No hay comentarios

12398276_10153336831673364_1146660040_o

Durante años hemos visto cómo Bogotá se desploma, cómo en manos de otros queda la responsabilidad de vivir en un lugar más habitable, sin embargo los problemas no siempre son de orden externo ni ajeno. Los conflictos de esta ciudad nos han ensordecido y ya no la escuchamos. Si lo hiciéramos, sabríamos que su necesidad no solo es macroestructural sino que lo verdaderamente urgente es conocerla, repensarla y volverla a contar.

El estudio After the flood trabajó durante 2015 en un proyecto llamado London Squared Map, el cual se propuso contar la ciudad de Londres a través de la cartografía y pensar en los mapas como una herramienta de visualización que evoluciona.

El equipo de After the flood entendió que los mapas ya no solo localizan. Los mapas y el espacio deben visualizar un sin fin de datos que el planteamiento original de la cartografía, ya no permite.

london-collage-2_1500_545_80_ffffff

Así fue como través de la premisa “Making the city easier to read”, rediseñaron el mapa de la capital londinense logrando que la cartografía tradicional, que durante años sirvió para explorar el espacio y delimitar terrenos, se ajustara a necesidades informativas contemporáneas: la data.

Lograr una abstracción de la ciudad sin restarle “iconicidad”, esquematizando el espacio y creando un nueva unidad de medida, fueron las tareas primordiales que los desarrolladores tuvieron que cumplir para presentar la nueva versión del mapa: una mezcla de cartografía, data y mucho ingenio.

 

 

london-squared-1_1500_1309_80_ffffff

 

London Squared Map es un gran referente para quienes desde el diseño podemos empezar a repensar Bogotá y encontrar así herramientas que nos permitan conocerla, entenderla y contarla de otra manera.

Para ver el proyecto completo y conocer más del proceso, haga clic aquí.